EL TRABAJO

Tener un trabajo hoy día se considera un privilegio que muy pocos poseen, y no por falta de preparación, porque muchos que están desempleados tienen igual o mejor preparación que los que tienen un empleo fijo en cualquier empresa. Nos esforzamos por alcanzar nuestro sueño de culminar una carrera para poder aspirar a un cargo digno y que justifique nuestro esfuerzo de años de estudio. Pero salimos de la universidad y la realidad es otra. Enfrentarnos al mundo laboral no es fácil, sobre todo porque no estas compitiendo de acuerdo a tus habilidades, conocimientos, aptitudes ni experiencia. Al parecer entras a un CONCURSO DE BELLEZA, CONCURSO DE SIMPATÍA, CONCURSO DEL MEJOR AMIGO, CONCURSO DEL POLÍTICO DE TURNO. Y entonces los que no tienen esas "aptitudes", "habilidades" ó "palancas" no pueden ni pensar que conseguirán un puesto. Y si por algún "golpe de suerte" consigues uno viene la lucha para poder ascender y peor aun conservarlo. Porque ya con un puesto tienes que ser "sapo", "lambon", porque no falta el que te quiera "rodar la silla" poniendo todo su esfuerzo para lograrlo.

En algunas empresas vemos que ascienden al empleado que reunan las siguientes características:

El mejor amigo del jefe": A este siempre le perdonan todos los errores.

El sapo: que siempre esta comentándole al jefe las ultimas noticias de la oficina, aunque perjudique a cualquiera. Esta pendiente de lo que se dice o hace en la oficina para decirle al jefe porque el es muy "leal". Este particularmente tiene una mascara que engaña a sus compañeros para sacar la mejor información. A veces es identificado demasiado tarde cuando ya esta "infiltrado" desde hace mucho tiempo y sabe mas de la cuenta.

El aprovechado: Que se atribuye cualquier idea de sus compañeros y aparecer como el "innovador". esta a la caza de cualquier idea o estrategia de sus compañeros para ser el primero en ofrecerla como propia llevándose todos los créditos.

La de los favores "Especiales": Esta tiene que tener otras habilidades que precisamente no son laborales sino sexuales., y estos favores son son con cualquiera, son exclusividad del jefe o del que le pueda ayudar en sus propósitos laborales.

La de mejor cuerpo: Que usa estos atributos para seducir. Usa minifaldas, escotes profundos tacones de dos pisos, blusas seductoras. pantalones super ajustados y en fin se preocupa por llamar tanto la atención para tener a todos los hombres de la oficina "boquiabiertos".


El sacrificado: Trabaja de lunes a domingo. El primero que llega y el ultimo que sale ( o no lo quieren en su casa, o no le importa un comino su familia o es un ineficiente que no es capaz de terminar su trabajo en su horario habitual, o todas las anteriores.)

El recomendado del político de turno: Ni que se les ocurra pensar en sacarlo, se lo tienen que aguantar aunque no sepa ni contestar el teléfono. Es más, todos le tienen que colaborarle a riego de quedarse sin empleo si no lo hacen.

Estas características para conservar o ascender en una empresa no todo el mundo las posee ni está dispuesto a llevarlas a cabo. Si estudiamos fue para ofrecer todas nuestras habilidades profesionales en el desarrollo de nuestras funciones. Lamentablemente vemos que personas con todas las capacidades profesiones para ascender o para conservar un puesto son superados por personas ineptas que no saben nada del puesto y peor aun tienes que enseñarle a hacerlo o realizarlo por el , porque eso es "trabajo en equipo".

De todos modos, son personas dignas de lástima, que tienen que recurrir a comportamientos tan bajos para lograr cualquier objetivo en la vida. Si analizamos bien tienen una vida familiar muy triste porque para esta persona es importante lograr su objetivo aun en contra de todos los valores y principios.

Con todo esto, estar en una oficina es entrar en un campo de batalla, donde tienes que tener todo un "arsenal" para protegerte y conservar ese trabajito que con tanto esfuerzo conseguiste pero tienes que hacer un mayor esfuerzo para conservarlo.

En fin, conseguir un trabajo no es nada fácil, conservarlo menos. pero debemos poner nuestro empeño en dar lo mejor de cada uno sin que esto implique nada que vaya en contra de nuestros principios y valores. Todavía quedan empresas y jefes que valoran mucho las capacidades, aptitudes y valores de una persona.

Todo tiene su final, y tus esfuerzos se veran recompensados porque con cualquier cambio de jefe, las personas con mejor capacidad son tenidas en cuenta y se hace justicia.


Entradas más populares de este blog

EL ROL DE LA MUJER

LA PIÑA Y SUS BONDADES - (1 parte)

EL COLAGENO