LAS HIERBAS AROMATICAS

Son múltiples las propiedades que encontramos en las hierbas aromáticas como relajantes, antioxidantes, hidratantes y reconstituyentes. Son muchas las recetas ancestrales con estas hiervas que nos proporcionan muchos beneficios, recetas de nuestras abuelas que siempren tenian a la mano alguna planta medicinal para cualquier dolencia menor:  reflujos, flatulencias, acides, gastritis, insonmio, asma, moretones, ansiedad, estres, dolores reumaticos, etc.  y otros usos en la belleza y en la cocina.

Lo ideal es tener a la mano estas hierbas para consumirlas frescas, disponer de un pequeño espacio donde tengan un poco de sol y un poco de agua, si tienes jardin mucho mejor,  aprovecha esta espacio para tener estas plantas 

Algunas plantas que demandan poco cuidado y podemos tener en macetas varias de estas en nuestra casa o apartamento como la Hierbabuena, Albahaca, toronjil, menta, manzanilla, tomillo, etc. 

ALBAHACA
El cultivo de estas hierbas es simple y aporta muchos beneficios, aunque algunas no resultan tan atractivas como las ornamentales, pero sus multiples usos en la cocina, belleza y la salud, le aportan un encanto especial.

Dentro de un macetero puedes tener cinco variedades de hierbas, aromaticas esta capacidad de adaptarse nos permite tener estas plantas aunque se viva en espacios pequeños.

Estos son algunas recomendaciones si te decides cultivar hierbas aromáticas:

  • Un sitio ideal para tenerlas es en la propia cocina, siempre que tenga buena luz y la retires de fogones y fuentes de calor. 


  • Necesitan mucha luz. Cuanto más mejor, aunque evitando el sol directo. Colocar en el alféizar de una ventana está bien
     
  •   La mayoría de las aromáticas les perjudica el exceso de riego.  En esto del riego, lo mejor es la observación. Estar atento para ver cuando pierde lozanía la planta y regar.

  • Durante el desarrollo, añade cada 15 días algo de abono líquido si es que está en maceta.

Cambio de maceta. Si observas que las raíces asoman por la base del tiesto, trasplántalas a macetas mayores.

En cuanto a la recolección.  Para la cocina, se van recogiendo conforme haga falta.  Cuando se recojan para almacenar (secar o congelar) lo mejor es JUSTO ANTES DE LA FLORACIÓN, cuando los aceites esenciales y la fragancia está en su mayor concentración y cuando tienen más sabor.

  • En cuanto a su conservación, tenemos dos posibilidades: Secarlas o congelarlas

-         Secado:  Es el método que se utiliza más frecuentemente. Se pueden secar al aire o con horno.

Al aire:  Las Hierbas se pueden secar atándolas y colgándolas en ramilletes boca abajo o bien, extendiéndolas sobre un papel en un estante. Ya sean hojas, flores o pétalos. El lugar debe ser ventilado y cálido (temperatura ideal es 21-27º C). Así tardará de 2 a 8 días en secarse.

• Horno

1. Lava y seca suavemente.

2. Coloca las ramitas u hojas sobre papel de cocina, encima de un plato y mételo en el microondas 2 minutos a la potencia máxima. Si es un horno clásico, se colocan sobre la rejilla cubiertas con papel de aluminio. Se mantienen el horno a 50º C con la puerta entreabierta durante 2 horas.

Ya sea al aire o con horno, las Hierbas estarán listas cuando al tacto se noten crujientes y de una textura parecida al papel.

Una vez secas, lo mejor es guardarlas en tarros herméticos hasta su uso culinario. También se pueden forman ramilletes y se colgarse en un armario, lugar seco y ventilado, para usarlas después en la cocina o para decorar.

-  Congelado

Las Hierbas Culinarias que no vayas a utilizar enseguida se pueden conservar congeladas; en especial, aquellas que se consumen frescas.

Muchas Hierbas, como el Perejil y la Albahaca, conservan mejor su sabor congeladas que secadas.

Asi con un poco de espacio e imaginacion puedes tener a tu disposicion hierbas aromaticas frescas.